INTA ELIGE A LA FUNDACIÓN EFFETÁ

inta

INTA ELIGE A LA FUNDACIÓN EFFETÁ COMO POLO DE DESARROLLO REGIONAL

A partir de un convenio establecido con el INTA (Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria) y a través del programa PROFEDER
llevado a cabo por esta institución (www.inta.gov.ar/profeder), la Fundación recibe asistencia técnico-pedagógica con la incorporación de un Ingeniero Agrónomo que coordina y desarrolla las actividades agropecuarias. Charlamos con el Ing. Agrónomo Francisco Carranza, coordinador INTA, para conocer los alcances de este programa y los resultados obtenidos desde su incorporación.

– ¿Cuándo se firmó el acuerdo con INTA y cuáles son los objetivos que se planteaba el programa PROFEDER dentro de la Fundación?

– El vínculo con INTA se inició por el año 2005 cuando se comienza a gestar un proyecto de apoyo al desarrollo regional, enmarcado en el programa PROFEDER (Programa Federal de Apoyo al Desarrollo Rural Sustentable) del INTA. Desde la agencia de Rio III, el Ing. Pablo Mazzini presenta el proyecto “Generación de alimentos, creación de granja taller y apoyo al diseño pedagógico de una nueva escuela agrotécnica en la localidad de Alta Gracia”. Los objetivos iniciales de este acuerdo tenían que ver con la necesidad de la Fundación Effetá de contar con apoyo técnico para el desarrollo de actividades agropecuarias en el campo que se arrienda hasta hoy a la UBA (Establecimiento Santa María) y con el seguimiento y apoyo a microemprendedores. También se planteaba la posibilidad de generar  vinculaciones institucionales, y la creación de una granja taller educativa. La idea general era la creación de un núcleo de desarrollo regional en esta ciudad.

 – ¿Qué tareas se desarrollaron a partir de este convenio?

– A partir del año 2006 y hasta el 2007 el proyecto fue llevado a cabo por el Ing. Lucio Cappeletti, técnico contratado por el INTA para desarrollar las funciones que el proyecto demandara. Yo entro en ese lugar a partir de 2008, año en que se abre el Instituto Agrotécnico Padre Domingo Viera. El proyecto se reformula, aportando para la continuidad de las líneas de acción que venía desarrollando la Fundación Effetá (“De la semilla a la familia” y “De la tierra al trabajo”) pero incluyendo la asistencia técnico-pedagógica para la escuela y los talleres de educación no formal (“Del aula a la vida” y “Del taller al futuro”)

– ¿Cómo evalúa los logros conseguidos hasta el momento?

– En lo que respecta a mi trabajo como técnico contratado por INTA, pienso que se logró cumplimentar con los objetivos planteados en cada etapa del proyecto gracias al apoyo de dicha institución, el cual posibilitó, además,  generar vinculaciones con otras importantes instituciones (CONAE, UNC, UBA, UCC, UNVM) que implican aportes significativos tanto para el Instituto Agrotécnico, como para otras actividades de la Fundación.

Como los logros más significativos en estos 6 años de acompañamiento por parte del INTA destacaría:

  • Generación de recursos genuinos a través de la explotación del Campo-Establecimiento Santa María, que se utilizaron para adecuar las instalaciones del Ex Matadero Municipal, convirtiéndolas en la sede del Instituto Padre Domingo Viera.
  • Generación de espacios para micro-emprendedores, con capacitación y apoyo para sus emprendimientos.
  • Creación del Instituto Agrotécnico Padre Domingo Viera, primera escuela técnico-agropecuaria de la ciudad de Alta Gracia, que cuenta actualmente con una matrícula de 130 alumnos y con 1ro, 2do, 3ro y 4to Año de cursado (este último abierto en 2011)
  • Generación de empleo efectivo: docentes, maestranza, empleado rural, personal administrativo, caseros.
  • Capacitación en desarrollo de huertas con dos cursos Pro Huerta anuales desde el 2006 a la fecha.
  • Convenio INTA – CONAE – EFFETA  en el marco del programa 2MP, con una duración prevista de 7 años, por el cual el Instituto Agrotécnico se convierte en escuela de referencia en el uso de las imágenes satelitales para el desarrollo de las clases de la currícula normal. Actualmente la CONAE está realizando una gran inversión para la construcción de un aula con tecnología satelital de última generación, única en el mundo aplicada a la enseñanza secundaria, que será utilizada no sólo por alumnos de la escuela, sino por distintos grupos de pertenencia (ingenieros agrónomos, escuela de minería, otras escuelas, etc.) con el fin de difundir la tecnología satelital y sus aplicaciones directas.

Dictado de numerosos talleres de educación no formal gratuitos para adultos y adolescentes.

PANCHO1

Ingeniero Agrónomo Francisco Carranza dando clases en el Campo-Escuela Establecimiento Santa María

Pancho Campo 1

Ingeniero Agrónomo Francisco Carranza dando clases en el Campo-Escuela Establecimiento Santa María

CompartirShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInPrint this pageEmail this to someone

Effeta

Tras las consecuencias de la crisis económica del año 2001, un grupo de amigos allegados al Padre Andrés Toledo, a cargo de la Parroquia de Fátima de Alta Gracia, decidimos ponernos a trabajar, solida

View Post